La revelación es Su voluntad

Śrīla Bhakti Rakṣak Śrīdhar Dev-Goswāmī Mahārāj describe el bendito destino de Śrīla Śrīnivās Āchārya.

Cuando Śrīman Mahāprabhu estaba en Purī, Padmanābha Bhaṭṭāchārya fue a visitarlo, junto con su esposa. Mahāprabhu le dijo que él tendría un hijo que sería un devoto muy excelso y que su nombre sería Śrīnivās. Padmanābha Bhaṭṭāchārya regresó a casa y pronto nació Śrīnivās, un hermoso niño y un erudito natural. Padmanābha Bhaṭṭāchārya partió cuando Śrīnivās era muy joven. En ese momento, el joven Śrīnivās pensó automáticamente en Śrī Chaitanyadev y Nityānanda, y los Pasatiempos de Ellos surgieron dentro de él.

Cuando estaba por cumplir quince años, Śrīnivās fue a visitar el lugar de nacimiento de Śrī Chaitanyadev en Nabadwīp. Él se sentó cerca de la casa del Señor, en un balneario a orillas del Ganges. En ese momento, Viṣṇu Priyā Devī llegó allí para bañarse y encontró a este hermoso joven. Ella vio que él tenía un cierto parecido con Mahāprabhu, pero que estaba sentado allí inseguro de él mismo y su vida. Viṣṇu Priyā Devī sintió piedad por el joven y lo llevó a su casa y le dio de comer.

Después, Śrīnivās fue a buscar a Mahāprabhu. Él partió para Purī, y cuando había recorrido tres cuartas partes del camino, escuchó que Śrī Chaitanyadev había abandonado el mundo. ¿Qué iba a hacer? Él siguió adelante, y fue a visitar a Gadādhar Paṇḍit en el Templo de Toṭā Gopīnāth. Gadādhar Paṇḍit lo abrazó y le dijo: «Te he estado esperando, Śrīnivās. Mi Señor me ha ordenado que te enseñe acerca del Śrīmad Bhāgavatam. Tú llegarás a ser un predicador sin precedentes y le explicarás el Bhāgavatam a todo Bengala. Mi libro, sin embargo, está medio borrado por las lágrimas. No podrás leerlo. Ve a Śrī Khaṇḍa, menciona Mi nombre, consigue una copia del Bhāgavatam, y regresa. Luego, Yo te instruiré.»

Śrīnivās Āchārya regresó a Bengala, consiguió una copia del Bhāgavatam de Śrī Khaṇḍa, y nuevamente partió para Purī. Cuando llegó allí, escuchó que Gadādhar Paṇḍit había partido. Él se sintió decepcionado. «Soy un alma con dificultades. Adondequiera que voy, el objeto de mi búsqueda es removido justo antes de que yo lo alcance. Mahāprabhu y Gadādhar Paṇḍit me han otorgado esperanza, pero, ahora, ¿quién me instruirá acerca delBhāgavatam? Qué destino tan triste tengo». ¿Qué iba a hacer? Él empezó a leer elBhāgavatam, y, automáticamente, encontró que todo venía hacía él. La voluntad de Gadādhar Paṇḍit se encontraba allí.

(Originalmente publicado en «Gaudiya Darshan», por Sripad B. K. Tyagi Maharaj, dentro de la página oficial del SCSMath).

Traduccion Jai Balai Prabhu

Comentarios