El llamado de Krisna

 

 

Srila Bhakti Raksak Sridhar Dev-Goswami Maharaj explica los motivos de Sriman Mahaprabhu para tomar sannyas.

«Mahaprabhu no es otro que Krisna Mismo. Cuando escuchamos el tintinear de los adornos en los tobillos, sentimos que Krisna Mismo se está yendo y que a Nabadwip la está devorando una profunda oscuridad. Mi amigo, ¿que haces? Vayamos y tratemos de traerle de regreso. La joya de Nabadwip se está yendo».

Ese es el sentimiento en este día. Temprano en la mañana, a las tres, Gauranga cruzó a nado el río y corrió hacia Katwa. Hare Krishna.

Sin preocuparse del frío en esta estación de invierno, Él salió. Había tanto ardor dentro de Su cuerpo y mente. Por un lado, Él sentía el ardor del sentimiento (viraha) de encontrarse separado de Krisna, y por otro, sentía el ardor del deber de predicarle al mundo acerca de Krisna. La urgencia de ese deber le hizo salir de Nabadwip e ir ante el público para distribuirles el amor a Krisna a lo largo y ancho del mundo.

Esas urgencias —Su deber hacia el público y Su afecto por Krisna— le provocaron calor, y Él corrió, sin preocuparse de nada. En la separación, en el sentimiento de separación por Krisna,vipralamba, viraha, todo lo demás fue insípido. Únicamente hubo el llamado de Krisna.

Hare Krishna.

Mucho enardecimiento se genera a causa de una nación. Muchas bombas atómicas, muchos soldados están listos para ser utilizados por el interés de una nación. ¿Cuán pequeña es la prosperidad mortal? ¿Qué significa? No tiene importancia alguna. Es nada. Y la riqueza eterna, el bien eterno para la eternidad, ¿qué tipo de energía deberíamos conseguir para obtenerla? Hay en ella tanto bien para todos, un elevado grado de bienestar que se les debe distribuir a todos: la gente podrá ir de regreso a su propio hogar; la gente extraviada puede ser llevada hacia su dulce, dulce hogar. Esa clase de urgencia se produjo en Su mente: a todos esos vagabundos se les debe llevar a su hogar y a su guardián. Esta clase de deber surgió en Su mente: todos deben ser llevados a su hogar.

Ellos están vagando como muchas bestias en la jungla sin saber qué es bueno y qué es malo. Siempre están compitiendo para morderse uno a otro. Se dicen civilizados. Los animales de la jungla se muerden uno a otro y tratan de vivir a costa de sus compañeros en la jungla. Los humanos siguen de manera más eficiente el mismo programa: en la forma de una nación quieren vivir a costa de otra nación. ¿Qué es esto? Una jungla civilizada.

¿Qué es civilización? La civilización está perdiendo su significado. Civil significa amable. ¿Es eso amabilidad? Ellos hacen como un grupo lo que es vergonzoso hacer individualmente. Si los hábitos de la jungla se realizan en la forma de una nación, entonces, ¿se les debe justificar? Si esos hábitos se siguen en el nombre de una nación, entonces, ¿todo queda purificado? Tal entendimiento se encuentra en el diccionario de un necio. ¡Gaurahari, Gaurahari, Gaurahari!

La verdad a medias es más peligrosa que la falsedad. La ayuda a medias, la ayuda equivocada, es más peligrosa. Significa poner nuestra atención en el asunto equivocado.

vedashraya nastikya-vada bauddhake adhika

(Sri Chaitanya-charitamrita: Madhya-lila, 6.168)

«Predicar ateísmo en el nombre de la religión es más peligroso que el franco y ordinario ateísmo».

En el nombre de la civilización estamos haciendo lo que es vergonzoso para los animales de la jungla. Decir que la civilización moderna está ayudando a la gente, es una verdad a medias. Se le da al público la comida, el vestido y la llamada educación. ¿Es eso una cosa buena? ¡No! Nada será suficiente a menos que se le ayude a la gente a ir a casa (a Dios). Eso es lo realmente necesario. Hay una expresión: «confort de hogar». El hogar significa un hogar muy dulce donde la madre y el padre conocen la verdadera necesidad del niño. Un niño no logra conocer sus verdaderas necesidades, pero en su casa saben en qué consiste el genuino interés del niño. Allí, el padre, la madre y muchos parientes afecuosos saben cuál es el mejor interés para el niño. Hogar significa una atmósfera que nos guía y nos ayuda incluso sin nuestra propia conciencia. De vuelta a Dios, de vuelta al hogar. Mahaprabhu aceptó el deber de recogernos a todos los vagabundos de la calle y llevarnos al hogar.

Pregunta: Maharaj, a veces encontramos muy difícil el predicar debido a que la gente no quiere ir de vuelta al hogar. ¿Cómo un devoto debe tratar de hacerlo?

Srila Sridhar Maharaj: A tuertas o derechas. Por cualquier medio. Depende de la capacidad del que guía. La gente debe ser llevada al hogar por cualquier medio. Un padre sabe cuál es el confort del hogar para su hijo, aunque el hijo no lo sepa. Un hijo puede ser locuaz; puede correr de aquí para allá, y no ir hacia el hogar. Ese es el problema. Eso es lo que hace complejo el caso. De otro modo, sería algo muy sencillo. Así que, de algún modo, uno debe arreglárselas. Esa es la responsabilidad del que guía, y de acuerdo a la capacidad del que guía, se produce el resultado.

Un guía puede tener una capacidad especial y también el Señor le concede una inspiración. Las dos cosas se combinan para crear el especial carácter de un Acharya.

«El rango no es sino solo un sello en la moneda; el hombre es quien le da su valor.» (Robert Burns).

Muchos hombres pueden ser administradores, magistrados o jueces. El rango es una cosa, y la persona es otra. La capacidad interna de una persona y también el poder delegado por el Señor: el resultado deseado ocurre cuando ellos se combinan. Las características personales de un predicador y el poder delegado por el Señor se combinan. La cantidad del poder dedicado a un predicador, combinado con sus características produce el resultado deseado.

¡Gauraharibol, Gauraharibol!

(Publicado en «Gaudiya Darshan» por Sripad B. K. Tyagi Maharaj en la página del SCSMath).

(En relación con este tema, leer también: «La separación intolerable»).

Comentarios